Dictan 10 años de cárcel para sujeto que robó en una bodega

Dictan 10 años de prisión para César David Valverde Mestanza por la comisión del delito contra el patrimonio en la modalidad de robo agravado en grado de tentativa en agravio de Mariel Mirusbi Solis Alva e Iván Igor Ncicolai Rodríguez Fernández.

Tras el pedido de prisión de la fiscal de la Tercera Fiscalia Provincial Penal Corporativa de Trujillo, Diana Kelly Soto Caro, el juzgado sentenció a Valverde Mestanza, quien permanecerá recluido en el establecimiento penitenciario El Milagro, en Trujillo y deberá pagar una reparación civil de mil soles a favor de los agraviados.

Los hechos se remontan al 24 de mayo de 2019 cuando policías patrullaban por la manzana H de la calle Fernando de Montesinos, en la urbanización Las Casuarinas. En ese instante se percataron de tres sujetos en actitud sospechosa, quienes, al notar la presencia policial, abordaron un automóvil de color negro y se dieron a la fuga, con dirección a la urbanización Villa de Contadores.

Luego de una persecución por diferentes calles de la zona, realizando los desconocidos disparos con arma de fuego contra los efectivos del orden, llegando a la altura del Colegio de Contadores, donde descendieron rápidamente y huyeron a pie en diferentes direcciones, logrando intervenir al conductor del vehículo con placa de rodaje T3E-698, identificado como César David Valverde Mestanza (28).

Al realizar el registro vehicular, los policías encontraron una mochila en cuyo interior había un cofre de color marrón con 704,50 soles.

Durante las diligencias se personaron los agraviados, quienes manifestaron haber sido víctimas de asalto y robo por parte de tres individuos provistos de armas de fuego, quienes ingresaron a la bodega de su propiedad y, bajo amenazas, sustrajeron una caja de madera que contenía el dinero de las ventas del día.

El intervenido, el dinero recuperado, el vehículo y las especies incautadas fueron puestos a disposición de la Comisaría Ayacucho quien derivó el caso a la sección de robos de la DIVICAJ ubicado en el complejo policial San Andrés para las diligencias e investigaciones de ley por parte del representante del Ministerio Público quien finalmente consiguió en audiencia virtual una condena de 10 años de prisión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *